Blog Corporativo

Lo que debes saber de los créditos rotativos

El crédito rotativo es un producto financiero de consumo que, según expertos, se puede comparar con una tarjeta de crédito, porque a medida que vas pagando tu deuda, vas liberando tu cupo y colocando nuevamente a tu disposición el dinero.

Aunque los créditos rotativos no son muy conocidos, sí son muy atractivos para muchas personas. Al igual que con otros tipos de créditos, cuando los solicitas debes asegurarte de cumplir con una serie de requisitos definidos por cada entidad financiera.

De esta manera, la entidad revisa tu historial crediticio y hace un estudio de tu capacidad de endeudamiento para determinar si el cupo que pediste, coincide con el que te van a asignar.

¿Cómo funciona?

En el momento en que te otorgan el crédito rotativo, te depositan el dinero en una cuenta de ahorros para que desde allí, realices las transacciones. Es importante que tengas claro que puedes utilizarlo para lo que desees, ya que es de libre inversión. Lo ideal en estos casos es que, el crédito se destine para realizar una inversión que te genere nuevos ingresos. Pero, en caso de que el crédito rotativo sea solicitado a nombre de una empresa o persona jurídica, este dinero debe ser utilizado para capital de trabajo.

Tal y como sucede con otros créditos, dentro del pago mensual que hagas para abonar tu deuda, estarán incluidos los intereses. Este valor lo definirá la entidad financiera mes a mes, de acuerdo al cupo utilizado. A diferencia de una tarjeta de crédito, el número de cuotas se difiere automáticamente en el crédito rotativo, de acuerdo a las políticas de la entidad prestante.

Ventajas

  • El crédito rotativo es de libre inversión.
  • Cuando tienes un crédito rotativo, dispones de él a través de una cuenta de ahorros para realizar las transacciones.
  • En ocasiones, el cupo de un crédito rotativo puede ser mayor al asignado para una tarjeta de crédito.
  • Las cuotas mensuales son bajas y puedes realizar pagos extraordinarios para abonar a tu deuda.
  • El cupo de tu crédito rotativo puede aumentar, en la medida en que tus ingresos también aumentan.
  • Puedes solicitarlo en cualquier época del año.

Desventajas

  • Si no tienes una buena administración del crédito rotativo, puedes llegar a tener incumplimientos con el pago de las cuotas y afectar tu historial crediticio.

Es importante que sepas que los expertos en finanzas, aconsejan que el crédito rotativo se utilice para cumplir objetivos específicos, como una inversión, y no usarlo para compras innecesarias o caprichos.

No olvides que solicitar un crédito de libre inversión que te funcione como crédito rotativo, es una gran opción, especialmente si estás buscando capital para iniciar o fortalecer tu negocio. En Financiera Maicito te ofrecemos este producto financiero y puedes solicitarlo en 5 pasos.

Quizás te interese: ¿Qué deudas debes pagar primero? Define tus prioridades financieras


WhatsApp