Blog Corporativo

Emprendedor Vs Empresario ¿con cuál te identificas?

Emprendedor y empresario son dos términos muy utilizados a diario en el mundo de los negocios y aunque parecen ser lo mismo y muchas veces se utilizan indistintamente, en realidad, no son iguales.

Ambos conceptos por definición básica, son distintos. Según la Real Academia Española RAE, empresario es: “el titular propietario o directivo de una industria, negocio o empresa”. Y el emprendedor es: “el que emprende con resolución acciones o empresas innovadoras”.

Sin embargo, el concepto por sí solo no basta para diferenciarlos con certeza. Para ayudarte con la tarea, te mostramos tres aspectos que te ayudarán a determinar claramente, con cuál de los dos perfiles te puedes llegar a identificar.

  1. Idea de negocio

El emprendedor

Su idea de negocio es propia siempre. Centra todos sus esfuerzos en trabajar para sacarla adelante. No le importan las horas que tenga que dedicar a desarrollar y perfeccionar su idea, ya que es fruto de su ilusión; Él idea, diseña, ejecuta y evalúa. A esta persona lo rige su motivación y convicción por el producto o servicio que quiere crear.

El empresario

La idea no necesariamente es propia. Su objetivo se centra en desarrollar un negocio rentable, que cada vez sea más representativo y sólido. Sus esfuerzos van orientados a generar estrategias de crecimiento y expansión, así como a tomar decisiones que sigan mejorando la rentabilidad a su empresa.

 

  1. Rol en la compañía

El emprendedor

Inicialmente suele estar solo y asumir todos los roles dentro de la compañía. Conforme su idea evoluciona y genera los resultados esperados, su equipo de trabajo crecerá; pero inicialmente, se tornará un poco reducido. Es común que, debido a la pasión por su idea, tienda a poner en juego dinero, esfuerzo y sobre todo mucho tiempo, para sacar adelante su negocio.

 

El empresario

Está al mando y esa es la función principal que desempeña dentro de la compañía. Su labor es tomar las decisiones y delegar las diversas tareas a sus empleados, quienes son responsables de cumplir con las metas de productividad trazadas por la compañía. En cuestiones de riesgo, el empresario lo calcula milimétricamente, analiza hasta dónde puede llegar para no perjudicar al negocio. El tiempo que le dedica a su trabajo suele estar marcado por una jornada laboral en la que las horas extra están 100% planificadas.

  1. Relación con empleados y clientes

 

Un emprendedor

Asume más un papel de compañero líder, que de jefe. Contrata a personas con las que posiblemente ha desarrollado una afinidad personal y las invita a ayudarlo a convertir su sueño en realidad. El emprendedor toma sus clientes como un deber con el que hay que cumplir, como personas a las que por nada ni nadie, puede decepcionar.

 

Un empresario

Es un gestor y un jefe que contrata trabajadores que le puedan ayudar a hacer crecer su negocio. Lo que más valora es la productividad. Un empresario considera que sus clientes son su principal fuente de ventas; Ellos constituyen la parte más importante de la empresa, porque para un empresario “sin clientes no hay negocio”.

 

¿Diferentes pero semejantes?

No cabe duda que las diferencias entre emprendedores y empresarios, hacen que la mecánica de su día a día varíe considerablemente; sin embargo, y para terminar, no puedes irte sin saber que hay también tres aspectos en los que emprendedor y empresario, coinciden plenamente.

Trabajar para hacer crecer su empresa, impactar positivamente con su negocio la vida de las personas y generar desarrollo económico para sí mismos, sus colaboradores y la región, son los tres objetivos por los que trabajarán, independientemente de la forma o el camino que elijan para lograrlos.

¿Y tú? ¿Eres emprendedor o empresario?


WhatsApp